10 octubre 2017


Siempre hay responsables ante un caso de violencia


Cuando ocurre un hecho de violencia, siempre hay un responsable. Las constantes amenazas de bomba que interrumpen a diario las clases en escuelas de Tres de Febrero, y que hoy al mediodía suspendieron también las actividades en la Municipalidad, son hechos de violencia y como tales los estamos tratando desde el Estado municipal. En coordinación con el fiscal de San Martín estamos trabajando para encontrar a los responsables. Quizás sean estudiantes, jóvenes que crecieron en el país de la viveza criolla y creen que es gracioso o pícaro. No es gracioso malgastar los recursos públicos. No es pícaro generar inquietud. No es bueno evadir el trabajo y las responsabilidades, se trate de un examen de secundario o de cosas de adultos. En todo caso, es una práctica que muestra cuan necesario es el cambio cultural que estamos construyendo.

También puede haber estímulo de la vieja política, a la que parece no importarle usar a jóvenes y quitarles posibilidades de educarse si sirve para sus fines de crear inquietud en la sociedad. Como parece mostrar el caso difundido sobre un docente de Quilmes imputado de haber hecho un llamado de amenaza en la escuela donde da clases.

Durante el último mes, se registraron 126 denuncias de bomba en escuelas públicas de Tres de Febrero y 40 en escuelas privadas. Las investigaciones llevaron a la identificación de 18 estudiantes, todos menores de edad y por lo tanto inimputables ante la Justicia. Es responsabilidad del estado buscar a los responsables siempre que hay un hecho de violencia y una alteración del orden público.

Ante la imposibilidad de juzgar penalmente a los imputados, iniciamos una demanda civil a los padres, madres y/ o tutores responsables de los jóvenes identificados como autores de los llamados para que respondan económicamente por las pérdidas que las acciones de sus hijos o hijas ocasionan a la comunidad.

El hecho de que la Policía, Defensa Civil y los bomberos deban concurrir cada día a varias escuelas del distrito para cumplir con los protocolos de evacuación que garantizan la seguridad de las personas, no pueden ser destinados a mejorar los establecimientos educativos, a proteger a las vecinas de otros hechos de violencia, a contratar profesionales de la salud y tantas otras necesidades.

Siempre hay un responsable de un caso de violencia. La realidad no se cambia de un día para otro. Reconocemos lo que está pasando y cuan difícil es abordarlo, pero no miramos para otro lado y nos ocupamos.

Los padres somos responsables de la conducta de nuestros hijos e hijas menores de edad. Estamos trabajando para empezar a reparar tanto daño que décadas de falta de reglas claras y avivadas han generado a la convivencia y a las posibilidades de desarrollo de nuestra Argentina.

Te aseguro que nos estamos ocupando de este y de cada problema de Tres de Febrero. Y que no vamos a aflojar.

Diego Valenzuela

Intendente de Tres de Febrero